martes, 30 de diciembre de 2008

La chica del EGO mas grande del mundo


-Solo por hoy ok?
-Ok. Solo hoy

La chica del ego mas grande del mundo, Paula, es, desde hace corto tiempo, digamos, mi amiga. No se si definirlo de tal manera, pues no es del tipo de amigas con las que suelo pasar gran parte del tiempo tonteando y conversando, en efecto lo hacemos, pero con poca frecuencia. Ha sabido ganarse mi mala amistad con sus consejos un tanto fuera de este mundo, pero directos, ha sabido estar en momentos tristes, apoyandome sin ganar algo por parte mia. La estimo por ser como es: guapa, un tanto loca, graciosa, egomaniaca, y “alpinchista”. Pues de la misma manera en la que yo lo hago, le importa poco lo que digan los demas, de ella, de mi, de sus amistades. Y como ella lo hace, no me dejo llevar por, lo que suelen decir con frecuencia de ella. Pese a ello, el viernes hubo algo me desarmo la idea de amiga que solia tener de ella, fue algo momentaneo, fugaz y pasajero, pero me movio de alguna manera. No era solo su forma alocada de bromear conmigo, no eran solo sus movimientos sexys en la pista de baile, no era solo el trago que llevaba encima, en realidad fue todo, y tal vez algo mas que no logro decifrar.

Parecia ser un viernes normal: radio, desordenada como de costumbre. Alguna fiesta, esta vez planificada de cierta forma. Tragos, que como siempre van y vienen. Amigos, inseparables en las buenas y las malas. Agarres, que por primera vez me dejaron pensando. Todos esperaban que fuera una buena noche, todos esperaban pasarla bien, incluso yo, el mas pesimista del grupo, pense que seria una buena noche, pero no pense que, para mas de uno, seria una noche, como lo llaman por aqui, no virginal. Christian habia organizado todo, se habia contactado con la mayor parte del grupo y detallo al maximo posible como pasariamos la noche, aunque algunos detalles se le fueron de la mano.

En la radio, tuvimos demasiados invitados inesperados: Alonso, Diana, Gonzalo y Yahita, o pokeyaha, hicieron de la emision un desorden total. Reiner, Christian, Lola y yo habiamos quedado a cargo de la emision radial, mientras Fabio gozaba de las noches en las Dunas, en aquel lugar no espero encontrarse con C., la dama que lo haria ser el tortolo rechoncho que ahora es, definitivamente la paso bien en nuestra ausencia, puesto que en ese viaje la encontro a ella, y es esa la razon por la cual dejo de ser el gordito tortuninja que antes conociamos, el kuju de las aventuras no virginales; ahora paso a ser el Romeo de una historia escrita por Hamlet. Mientras el escribia su historia de amor, nosotros, en la radios, haciamos nuestro mayor esfuerzo por organizar las cosas y que la radio no se vuelva el caos en el que se convirtio, nuestros intentos por aplacar a las intervenciones desatinadas de los invitados resultaron realmente infructuosas. No sabiamos que hacer, todo se nos habia escapado de las manos. Felizmente la tortura fue fugaz, ya eran las diez, y teniamos que encontrarnos con los demas del grupo.
-Tu amigo esta borracho no?- me pregunta con cierta preocupacion Alonso, refiriendose a Reiner.
-No creo.- pero con el tiempo me di cuenta que mi respuesta no fue acertada, a Reinercito se le habia subido el trago a la cabeza, y no controlaba su accionar.

Llegamos al lugar de encuentro, pero faltaba la precencia de mis dos invitadas, las cuales se demoraron en demasia, pues como toda mujer se hicieron esperar. Sin embargo algunas invitadas se impacientaron por su ausencia, y querian determinar nuestra pronta partida, supuse de cierta manera que Diana, no era muy amiga de la chica del ego mas grande del mundo.
-Ya estamos todos no?
-No… faltan algunas
-Quienes?
-Luz y Paula
-Que? La muñeca de trapo viene?- por un momento me molesto su comentario, me dio ganas de volver a ser el irrespetuoso de siempre, pero de cualquier manera tambien era mi amiga, y no podia responder de malas maneras, de las misma manera que ella pregunto.
-Si, yo la invite, por eso la espero.- no me gusto la manera en la que pregunto, no me gusto que se refiera asi de ella, sin embargo no tengo porque intervenir en sus problemas personales -pense- supongo que, como me dijeron con anterioridad, mi no tan pequeña amiga es un tanto prejuiciosa, pero no debo de inferir cosas que aun no me quedan claras, no quiero inferir cuestiones que no estan a mi alcance, y a leguas Diana no lo esta, por ello no puedo bailar con ella con comodidad, su estatura con frecuencia me resulta poco estimulante para mi. Me lleva al menos de dos metros, refiriendome al tamaño, exagerando.

Ya en el local de la eterna espera, despues de mil horas de en la cola, despues del a llegada del amor clandestino del buen Reinercillo, Jose, despues de mil cigarrillos, despues del flechazo de Diana con un amigo de Alonso, del cual no recuerdo su nombre, despues de mil cosas mas que aun no recuerdo, logramos entrar y disfrutar poco a poco de la fiesta. Entramos sedientos de todo, del baile, de trago, de fotos, y, porque no, de un poco de ese polvo blanco que mi buen hermano compro avanzada la noche. Christian se propuso embriagar al buen Reinercillo, meta que no nos costo mucho, pues tenia armas con que hacerlo, tenia a un buen complice para tan maña accion, yo, y un motivo justo, su despedida.
-Seco, seco seco!- gritaron todos.
-Seco por que?- pregunto con cierta complicidad, ya que sabia de las intenciones de mi amigo el poton
-Un seco porque ya se van.
-Ok, me apunto.
-Yo…yo tambien- responde Reinercillo, un tanto ebrio.

El indice de alcohol en su sangre indicaba que Reinercillo no estaba del todo sobrio, sus pasos eran un tanto torpes y al momento de bailar no controlaba su cuerpo. Mi buen amigo ya estaba ebrio, y Christian celebraba haber cumplido su mision. Y la celebro con alegria, bailando con mis dos buenas invitadas. Las saco a bailar, y me llamo de lo lejos a seguir su nefasto motivo. El, al igual que muchos amigos y unos cuantos desconocidos, consideraba que la chica del ego mas grande del mundo era,y es, muy guapa, motivo suficiente para sacarla a bailar. Bailamos todos hasta el cansancio, particularmente yo estaba exausto, pero Paula no habia gastado del todo sus energias, asi que no dudo en volverme a sacarme a bailar.
-Una promesa, es una promesa.
-Ok. Vamos, pero primero vamos por un trago, muero de sed.- En el camino, la confesion de mi buen amigo Richi, me animo a seguir bailando.
-Eres el tipo mas suertudo del lugar.- su confesion atinada, proboco que simplemente suelte una carcajada, y seguir bailando.
Me llevo al centro de la pista, rodeados por solo extraños, personas que no conociamos. Individuos cuya existencia y celos me eran indiferentes. Y solamente nos dedicamos a bailar los reggaetones que ponian, los cuales dejaron de molestarme, y a tratar de cantar las canciones, dentro de el bullicio del lugar. Trate de seguirle el paso, pues sus moviemientos eran realmente buenos para mi, y para muchos, bailabamos y nos trasladabamos de un lugar a otro, hasta que llegamos a el limite entre la Zona VIP y la nuestra, separados por unas barras que no dudo en usar. Seguiamos bailando y ella seguia siendo cada vez mas sexy, no paraba de moverse a pesar del sudor que corria por nuestros cuerpos y del calor del lugar.

-No me importa que usted sea mayor que yo!- grito, tarareando la musica
-Hoy la quiero en mi cama- responde, y reimos. Y por millonesima vez me repite la frase que suele decir cada vez que me ve con cara de bobo- Es que yo te guste - esta vez muy cerca de mi rostro.

Ambos estabamos un tanto ebrios, pero yo aun conciente, y fue eso lo que me impidio dejarme llevar por todo. Era, y es, mi amiga, y no quise, ni quiero, romper nuestra amistad por un mero agarre. No queria complicar las cosas, que de por si son un tanto complicadas. No quise ser uno mas de los que, con frecuencia, suelen decirle cosas bonitas, de la boca para afuera, para tratar de cautivarla, o peor simplemente besarla. La noche fue un tanto caotica, y no solo por mi. Diana logro cautivar al amigo de Alonso, y logro su cometido, sin embargo no fue la unica, todo lo demas queda en mi recuerdo, pues lo que paso esa noche, no puede escapar de ahi. Ya que de cierta manera, a diferencia de Diana, lograron pasar desapercibidos.
pd: las faltas ortograficas son culpa del puto teclado gringo.

8 comentarios:

olhos vermelhos dijo...

es una peli con escenas deleteadas!!!
pero es una buena peli, diferentes historias entrelazadas como si fuera una con pekeños desenlaces....

wow y es de las buenas pelas ke pasan en una sola noche!

llea veivi!

exitos en tierras gringas tito.

LOLA dijo...

UY EXITOSOOOOO!!!

Eso no lo sabiaaa wuuuu....aca no se ha contado toda la verdad señores!
Espero que encuentres un teclado mejor :)

Y no te olvides de traerme mis lentes EP's de kanye west en moraditoo yaa :)

Chapeee pastel, pasala mostro este año nuevo con tu heineken, tu vieja y tu hermana.
Cuidate si?

Lola P.

christiansdb dijo...

ey robertin.... si pes ese dia cumpli con mi cometido jajaja y buneo pes no dejes que la chica del ego mas grande del mundo te vuelva muy loco jajajaja

xrerojasg dijo...

lola tiene razon, no todo esta dicho, pero queda en mi memoria.... si no llego a peru y m agarran a cabezazos.
xtiancito, no hablemos de locura ni cometidos porfavor... jaja

Anónimo dijo...

jaja lolaa porfavor cuenta!
!!!! k kiero sabe! QUE PASOOOOOOOOOOOOO!
ROBERTo...YA LE MAanE EL LINK DEL BLOG A UXITA...PARA Q TE CACHETEEE CUANDO VUELVA !
BEZO!

Diego Rojas dijo...

aun no leo el post... pero asumo d q se trata... te denunciare por plaje! eres como bryce...

¬¬

xrerojasg dijo...

Vane, no era con intencion de herir a alguien, pero era de esperarse, se que me matara.
Diego. ok tienes razon... la frase fue por diego, y sabia que no lo leerias, lees tanto como jota lo hace en ingles.

Diego Rojas dijo...

Si lo lei bestia... te extraño webonazo. COME BACK!